Skip to content
septiembre 20, 2011 / Paco Olivares

1.12. Listas

Otra forma de agrupar el contenido en Twitter es mediante el uso de listas. Cualquier usuario puede crear una lista, poner en ella a otros usuarios e incluso hacer pública la lista para que todo el mundo pueda verla o dejarla en privado para uso particular. Estar en una lista no compromete a nada a sus miembros. En el fondo no es más que una forma de agrupar las líneas de tiempo de una serie de usuarios seleccionados por afinidad, temas o cualquier otro criterio.

Una de las ventajas del sistema de listas es que nos podemos suscribir a listas públicas que ya existen y nos ahorramos el trabajo de crear la lista. Desde el menú de listas podemos crear tantas listas como queramos y también podemos averiguar en cuántas listas estamos.

Para borrarse de una lista no hay más remedio que bloquear al usuario que nos añadió, pero ojo que si bloqueamos a un usuario lo que estamos es hacer que deje de seguirnos por lo que si sólo queremos no estar en la lista sin que el usuario deje de seguirnos sólo se puede hacer contactando al usuario. Un truco que dan algunos usuarios es hacer un bloqueo desbloqueo rápido que nos sacará de la lista y dejará que el usuario vuelva a seguirnos, pero tampoco es una forma lógica de gestionar las listas. Puedes estar en miles de listas, no hay un límite, sin embargo no podemos hacer todas las que queramos. No se pueden crear más de 20 listas por cuenta y el número máximo de usuarios en cada lista es de 500.

El uso de listas nos adentra en un uso más profesional que recreacional del Twitter. Podemos tener listas con políticos y partidos políticos, amigos, alumnos, compañeros de trabajo, etc. Cuando se sigue a muchos usuarios es posible que nuestra timeline se vuelva un poco caótica y mediante el uso de listas podemos organizar los contenidos que queremos ver en cada momento.

Anuncios